viernes, 28 de diciembre de 2012

Wild child.


Estaba cansada de las mismas palabras, de las mismas personas, de los mismos sentimientos. Quería salir adelante, cambiar, crecer, irse lejos, brillar. Quería teñir su mundo de colores brillantes y convertir su vida en una obra de arte. Quería barrer su camino, quitar las enormes piedras que colocó el destino. Necesitaba sentir la velocidad, el viento golpeando su rostro, la música alta bombeando en sus oídos  las olas del océano cubriéndole la cabeza, el alcohol y las drogas haciendo carreras por sus venas. Quería perder el control, recorrer el mundo en una moto, volar alto y caer en picado sintiendo las rebeldes mariposas en la barriga. Quería mandar al infierno la monotonía y casarse con la libertad. No le importaba estar sola o que alguien la acompañara en su aventura. Le daba igual que la tomaran por loca o chiflada, le daba igual lo que el mundo podía decir. Ella tan solo quería escapar.

2 comentarios:

  1. Hola, soy doloradictivo.blogspot.com.es he cambiado la dirección a cuandotedeseo.blogspot.com Perdón por este spam, no suelo hacerlo, pero no quiero perder el contacto. Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Wow... estoy totalmente identificada. Sólo quiero escapar, estar sola, escribir hasta llegar a la euforia, experimentar el miedo, el vértigo, la adrenalina casi como una monótona vitamina diaria y al final del día echarme en la cama sabiendo que no soy mejor que ayer pero definitivamente más feliz ;)

    ResponderEliminar